FernandoJordan
  • fjordan58@gmail.com
  • +571-3321731
Wish list
0 item - $0.00
Histéresis, hibridación y ensambles en el seno de los sistemas complejos en las ciencias sociales

Histéresis, hibridación y ensambles en el seno de los sistemas complejos en las ciencias sociales

12 Sep 2014
0

Resumen: Se trata de reflexionar sobre cómo es posible examinar las transformaciones en el seno de los sistemas complejos.

En esa dirección retomamos la propuesta de análisis posdisciplinar del profesor Robert Jessop, con la cual, se comienza por identificar problemas concretos independientemente de cómo resultaría, en su caso, si son clasificados por las diferentes disciplinas como propias de su domino, y proceder a continuación, a movilizar, desarrollar e integrar los conceptos, metodologías y saberes adecuados para hacer frente a tales problemas sin tomar en consideración los limites disciplinares.

La hibridación es la expresión de una conformación de una nueva organización que articula, recoge, subsume en su seno, ensambla componentes de otras organizaciones del pasado, previas a la nueva y que integran mediante procesos de acoples estructurales a la nueva.

En el desarrollo de nuestra vida intelectual son muchos los interrogantes con los cuales nos debatimos para poder realizar nuestras investigaciones, producir o asimilar nuevos conocimientos y/o participar en procesos de transformación social en cualquiera de las escalas donde ello es posible.

Preocupaciones vigentes y actuantes en diferentes épocas de la sociedad. De ahí que ellas en sí mismo, no encierran mayor novedad. Lo importante es darles respuesta dentro de nuestra realidad, nuestros retos en el presente. Unos de carácter metodológico, otros, de carácter epistemológico y por supuesto de transito por la historia y por las deformaciones que pueden encontrarse en otros espacios como los de la ideología, la semiótica, la gramática, etc.

Nos preguntamos sobre la vigencia de la visión dominante y de los paradigmas vigentes; nos preguntamos cómo llegar a la “realidad real”, entendiendo los limitantes y deformaciones en la que nos enmascara la realidad virtual; del papel de las telecomunicaciones en el entorno de los contenidos y de la pertinencia y lo que es, en consecuencia, el espacio/tiempo. Nos preocupa comprender el encadenamiento conceptual de muchas categorías y conceptos y en particular nos hacemos preguntas sobre cómo debemos hacer para examinar las transformaciones fundacionales en el seno de los sistemas complejos.

Son muchos los interrogantes y apasionante los caminos que nos pudiesen llevar a encontrar respuestas.
 
En los más recientes trabajos que hemos venido realizando navegamos al interior de las transformaciones contemporáneas de la sociedad global a partir de un análisis mediante el cual aspiramos a superar las barreras intelectuales que se derivan de las disciplinas dominantes con sus anticuadas categorías, sus preocupaciones epistémicas y sus desviaciones ideológicas.


En esa dirección retomamos la propuesta de análisis posdisciplinar del profesor Robert Jessop, con la cual, se comienza por identificar problemas concretos independientemente de cómo resultaría, en su caso, si son clasificados por las diferentes disciplinas como propias de su domino, y proceder a continuación, a movilizar, desarrollar e integrar los conceptos, metodologías y saberes adecuados para hacer frente a tales problemas sin tomar en consideración los limites disciplinares.


Esto significa en términos de Jessop: “la necesidad de superar el encapsulamiento en disciplinas y establecimiento de barreras intelectuales de las disciplinas dominantes, con categorías desuetas y anticuadas”


Dentro de esta perspectiva posdisciplinar, caracterizamos las transformaciones que se han surtido contemporáneamente y las que están emergiendo en este etapa de transición de ordenes globales y, como consecuencia también nos preguntamos si esos procesos en curso podrían ser estimados como históricamente ineluctables o irreversibles, o por el contrario, cuáles serían las perspectivas o alternativas que hoy existen para responder a esos efectos o consecuencias.


Pero esta posdisciplinaridad nos invita a movernos en extremos.


La multidisciplinaridad, la interdisciplinaridad o la transdisciplinaridad   también son útiles en algún grado para el análisis de los sistemas complejos.


Lo relevante a tener presente es que la posdisciplinaridad rechaza de entrada la legitimidad de los límites establecidos entre cada una de las múltiples disciplinas que existan. Jessop 2008


 Ese mismo concepto lo comparten y en consecuencia está dentro de su caja de herramientas, de reconocidos intelectuales, tales como: Niklas Luhmann, Saskia Sassen, Humberto Matallana y Francisco Varela, Manuel Castells, Immanuel Wallerstein y Edgard Morín, Gunter Teubner, entre otros.


Un ejemplo claro de ello se encuentra, en la monumental obra de Luhmann,” la Sociedad de la sociedad”, en la cual utiliza en particular, un concepto clave de la biología, creados por Maturana y Varela: el de la “autopoiésis”, para darle contenido a su concepción de reproducción autorreferente en sus particularidades y características.


Otro ejemplo sería el de Manuel Castells en su concepción teórica basada “en la forma red”, aportada por las telecomunicaciones, la informática y la biología.


Y aproximándonos más a nuestro tema de esta reflexión, encontramos el concepto de “histéresis” importado de la física a la sociología del territorio, la autoridad y los derechos, por parte de Saskia Sassen.


    Por otra parte, compartimos la conveniencia metodológica en la investigación científica en lo social, de comprender y trabajar en consecuencia con la tesis fundamental que nos ofrece la profesora Sassen en cuanto se refiere a que los cambios, las transformaciones, acoples, ensambles y desensambles que se dan en los sistemas complejos no pueden empezar desde cero, sino que se generan, al menos parcialmente, a partir de ciertas capacidades instrumentales desarrolladas en etapas anteriores.


 En términos de la misma Sassen” se trata de un proceso con un alto grado de condicionamiento que supone la participación de tres elementos constitutivos: las capacidades, un punto de inflexión y una nueva lógica organizadora.
Capacidades en tanto que, una capacidad determinada puede contribuir con la formación de un sistema de relación muy distinto al que le dio origen.


De la presencia de puntos de inflexión, que desmitifican conceptos y visiones muy arraigas en el pasado, que llevarían ingenuamente en el presente a pensar que la construcción y presencia de un nuevo orden conlleva de manera automática la desaparición del anterior. Debemos comprender que ello no es así.
La nueva lógica organizadora.   


 Complementariamente, invocamos una nueva herramienta conceptual que recogemos de la física.


En esa dirección, la Histéresis, nos invita desde la física a comprender que “La histéresis es la tendencia de un material a conservar una de sus propiedades, en ausencia del estímulo que la ha generado. Podemos encontrar diferentes manifestaciones de este fenómeno. Por extensión se aplica a fenómenos que no dependen sólo de las circunstancias actuales, sino también de cómo se ha llegado a esas circunstancias.

La hibridación es la expresión de una conformación de una nueva organización que articula, recoge, subsume en su seno, ensambla componentes de otras organizaciones del pasado, previas a la nueva y que integran mediante procesos de acoples estructurales a la nueva.

En otras palabras “Refleja una condición de mediación entre lo que se considera representa lo global y lo local, lo general y lo especifico, y lo universal o lo particular. Expresa también una relación de tensión o de conflicto entre prácticas sociales hegemónicas y subordinadas. En este sentido, dicho fenómeno puede ser considerado una fuerza de cambio.”


 Estos procesos de histéresis y de hibridación, de ensamblajes y de acoplamientos entre viejas y nuevas formas organizadoras encuentran aún más sentido en los procesos sociales, todos los cuales sin discriminación alguna, se materializan en nuevos acontecimientos que tienen, según entendemos con los desarrollos científicos actuales, una inherente relación con la interdependencia que existe en los tiempos, pasado, presente y futuro.


La lógica en el tiempo permite ver que en los procesos históricos de relaciones sociales, el pasado está subordinado al presente toda vez que requiere un observador que lo lea y lo concrete y ello, inevitablemente conlleva que el observador transforme el objeto observado. Y así en la misma lógica el presente está subordinado al futuro, el cual en la flecha del tiempo se torna en presente y se repite el ciclo del bucle.


Este procesos determina que algunos acontecimientos del pasado migran para conformar el presente y a su vez otros del presente para desencadenar el futuro.


De ahí la afirmación de Morín sobre como  “el juego del devenir es de una prodigiosa complejidad”.
 Lo cierto hasta aquí, es que, como nos enseña Sassen que: que en la historia lo nuevo “rara” vez surge, “ex nihilinum” ("desde la nada"). Más bien se encuentra profundamente imbricado en el pasado, sobre todo mediante la histéresis y mediante una dinámica de inflexión que impide ver con claridad los vínculos con el pasado. Lo nuevo es más completo, está más condicionado y tiene un linaje más antiguo de que nos dan a entender las nuevas instituciones globales con su grandiosidad y sus capacidades para globalizar”


En el seno mismo de las transformaciones, vivimos un proceso similar de cambios y nuevos fluidos de las relaciones sociales: transformación del capitalismo, transformación del Estado-Nación, transformación de la democracia, y la presencia de la guerra de cuarta generación.


 Además, encontramos la importancia estructural que tienen, a más de las teorías, algunos conceptos fundamentales para estructurar la nueva visión que se reclama a partir de algunos conceptos tales como: la teoría del valor del trabajo, la forma red, las nuevas relaciones al interior de las escalas, la autopoiésis, el imperio, la multitud, lo común, la subjetivación, el biopoder, la biopolítica, el poder constituyente, entre otros.


Estas transformaciones no se pueden ver ni comprender, si los observadores y actores no cambian radicalmente su visión y sus paradigmas. En este escenario existen dos posiciones que se contraponen: por un lado, los que siguen en su camino, o como diría Hawking , que continúan en la pecera, o como diría Beck, que actúan como “zombis”, y en consecuencia, consideran que las transformaciones tienen otra significación, y en las más de las veces de menor importancia, y lo que es más grave, ven transformaciones y crisis como un simple problema, y ufanándose de conocer la cultura china, dicen que todo problema es una oportunidad para corregir, sin darse cuenta que eso es solo cierto para los que están en la pecera, y que si mirasen la historia reciente, comprenderían que a manera sucesiva los remedios son peores que la enfermad inicial.

De ahí la importancia de estructurar una nueva visión y construir nuevos paradigmas, pues esto constituye premisa básica para comprender la “realidad real” y de esta manera, tener conciencia de los acoples e histéresis, que se deben realizar para desencadenar la innovación y avanzar en la búsqueda del Kairos, hacia la creatividad.

Y así, en los procesos sociales, la compleja realidad de las relaciones sociales podrá ser comprendida y enfrentada con acoples, bifurcaciones o éxodos hacia nuevas cesuras de las lógicas dominantes de la Sociedad y sus múltiples componentes funcionales.  

Se requiere una nueva forma de pensar, en la seguridad que un mundo mejor es posible ¡!!!


Fernando Jordan Florez. PhD.
2014
Bogotá.

 

Super User

Lorem ipsum dolor sit amet, consetetur sadipscing elitr, sed diam nonumy eirmod tempor invidunt ut labore et dolore magna aliquyam erat, sed diam voluptua. Lorem ipsum dolor sit amet.

- Twitter - Facebook - Google+
Super User
Leave A Comment

Fernando Jordan PhD

Profesional especializado en trabajos interdisciplinarios en la frontera entre las ciencias Jurídicas, políticas, la administración pública, las Nuevas Tecnologías y la Sociedad; así como en los procesos de administración y modernización del Estado (regiones, municipios, Distritos), la Justicia, el derecho, los negocios internacionales y la Educación Superior.

Blogs Recientes